La Fábrica de Alfombras, a un paso de ser Patrimonio Cultural

Noticias Por Prensa Natalia Ponferrada
La iniciativa ya tiene despacho favorable y será tratada en la próxima sesión ordinaria de Diputados. Destaca la técnica oriental milenaria denominada “nudo Smirna”.
Fabrica Alfombras2

La comisión de Cultura y Educación de la Cámara de Diputados dio despacho favorable al proyecto de Ley que propicia declarar “Patrimonio Cultural Inmaterial de Catamarca la técnica artesanal de tejido nudo por nudo en telar vertical, utilizada en la elaboración de alfombras, tapices, lados de cama y accesorios, en la Fábrica de Alfombras de Catamarca”.

La iniciativa, que será parte del temario de la próxima sesión ordinaria, destaca como técnica artesanal a la técnica oriental milenaria denominada “nudo Smirna”, que se realiza nudo por nudo, sobre una urdimbre de hilo de algodón, cuyo diseño es plasmado con anterioridad sobre papel milimetrado.

En la parte resolutiva del Proyecto de Ley a votar por el cuerpo, Ponferrada aclara que el órgano de aplicación deberá ser el Ministerio de Cultura y Turismo. Y ese sentido, se faculta a esa cartera a “promover acciones en articulación con organismos provinciales, nacionales e internacionales, tendientes a

a) Elaborar un plan de salvaguarda con miras a la preservación, conservación, revitalización, documentación, registración y transmisión de la técnica artesanal de tejido por nudo y en telar, de las alfombras, tapices, lados de cama y accesorios de la Fábrica de alfombras,

b) preservar y conservar el proceso completo de elaboración manual de los productos realizados: diseño y dibujo, urdido, ovillado, tejido, lavado y relieve,

c) promover la elaboración de material de difusión y publicaciones acerca de este trabajo único en el país,

d) desarrollar acciones encaminadas a garantizar la viabilidad del patrimonio cultural inmaterial, comprendidas en la transmisión a través de la enseñanza formal y no formal y la revitalización de este patrimonio en sus distintos aspectos,

e) jerarquizar el oficio de las tejedoras y las personas que participan del proceso de elaboración,

f) facilitar el espacio de trabajo que reúna las condiciones necesarias para la producción de las alfombras y demás productos,

g) procurar que se disponga de los elementos que se requieran en el todo proceso de elaboración de las alfombras,

h) implementar nuevas herramientas tendientes a mejorar la comercialización de los productos, y

i) impulsar nuevas formas de comercialización”.

En los fundamentos de la iniciativa, la legisladora Natalia Ponferrada destaca que “el patrimonio cultural no se limita solamente a monumentos y sitios, sino que comprende también tradiciones o expresiones vivas heredadas de nuestros antepasados y transmitidas a nuestros descendientes, como tradiciones orales, artes del espectáculo, usos sociales, rituales, actos festivos, conocimientos y prácticas relativos a la naturaleza y el universo, y saberes y técnicas vinculados a la artesanía tradicional. Nos referimos a lo intangible, a cosas que no se ven, pero que son el alma de los pueblos y su cultura. Es el Patrimonio Cultural Inmaterial”.

El documento añade que el concepto de Patrimonio Cultural Inmaterial se institucionalizó en 2003 cuando la UNESCO, en la 32º Convención Mundial celebrada en Paris, aprobó la Convención para la Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial, un acuerdo internacional para su gestión y protección. Este mismo fue ratificado por la República Argentina en el año 2006, mediante la Ley 26.118, de “Protección del Patrimonio Cultural Inmaterial.

¿Cómo protegerlo?

La manera de proteger los bienes Inmateriales es “fomentando su estudio, dándolo a conocer y documentando su naturaleza. Por tanto, la mejor forma de proteger este Patrimonio es dándolo a conocer, documentándolo y fomentando su práctica. Y también, generando normas para su protección”, resaltó.

La Fábrica de Alfombras es, sin dudas parte del patrimonio cultural inmaterial, un atractivo turístico y un símbolo de Catamarca. “Es la única de estas características en el país y de las pocas que existen en el mundo. La fábrica de alfombras expresa la naturaleza de las industrias culturales en la tierra americana, en el mundo andino. Los talleres artesanales de los Siglos XVIII y XIX, eran llamados industrias. La Fábrica de Alfombras es el único lugar del país que expresa lo que era un taller artesanal colectivo, de producción manual, que tenía la escala necesaria para ser un espacio de trabajo comunitario donde se transmitían técnicas y saberes”, fundamentó Ponferrada. 

Un taller estatal que produce desde hace siglos

La Fábrica de Alfombras Catamarca es un taller estatal que produce desde hace más de medio siglo alfombras artesanales. Es una Industria Cultural, que identifica a Catamarca.

La diputada reseña que la fábrica “empezó a funcionar en el año 1954, de la mano de un inmigrante iraní, el señor Shihiman, que se radico en Andalgalá, llevando la técnica persa milenaria. Allí, construyo los enormes telares necesarios para la fabricación de alfombras. Más tarde, y en el marco del II Plan Quinquenal del peronismo, la fábrica pasó a manos del Estado Provincial y se convirtió en escuela del oficio para generaciones de artesanos y también en custodio de un oficio único en su tipo”.

La Fábrica de Alfombras Catamarca, produce de forma ininterrumpida desde hace 67 años, los más hermosos textiles artesanales, bajo la forma alfombras, tapices y lados de cama. Pero también, fue adaptando su producción a nuevos requerimientos, y por pedido especial, realiza solapas, fajas y detalles para diseñadores de moda y hasta piezas de bijouteri. Con el recorte o la pelusa de los tejidos, confecciona muñecas y almohadones.

Actualmente la Fábrica de Alfombras se encuentra ubicada en el Predio Ferial de la Ciudad de San Fernando del Valle de Catamarca y depende de la Dirección Provincial de Artesanías del Ministerio de Cultura y Turismo de Catamarca.

Alfombras catamarqueñas de delicada fibra

Las alfombras artesanales de Catamarca son elaboradas con las más puras y delicadas fibras de lana de oveja y de algodón, y la calidad del tejido se mide por la cantidad de nudos por metros cuadrados, lo que también da la densidad y espesor del tejido. Los diseños son variados, pueden ser de diseño prehispánico, francés, persa, chino, diseños modernos y personalizados.

Te puede interesar