Windows 11: cómo probarlo sin instalar nada en la PC

Un sitio permite acceder a algunas de las funciones que Microsoft incorporará a la nueva versión de su sistema operativo para PC.
win 11

A fin de año estará listo Windows 11, la nueva versión del sistema operativo de Microsoft para PC, presentado en junio último. El sistema operativo todavía sigue en desarrollo, aunque ya puede probarse, de dos formas.

La manera tradicional es entrando al programa Windows Insider y descargando la beta más reciente, es decir, una versión sin terminar de Windows 11, pero que permite probar todas las funciones que están disponibles, y que Microsoft va incorporando; en algún momento esa beta se transformará en la versión final, una actualización gratis para los usuarios de Windows 10.

Pero esto implica bajar todo el sistema operativo e instalarlo en la computadora, algo que no se recomienda en equipos que se usen para trabajar o que contengan archivos vitales: una beta es software en construcción, y aunque rar vez ocurre, una falla puede inutilizarlo o corromper archivos.

Windows 11 en la Web

La alternativa, para tener un vistazo más casual de Windows 11 y experimentar con algunas de sus características nuevas, como los atajos centrados en la barra de tareas, los botones para organizar ventanas en tamaños predefinidos, o la nueva pantalla de inicio con información actualizada, es usar la versión de Windows 11 que el usuario Blue Edge creó, disponible para cualquier navegador en esta dirección.

Claro, no se pueden instalar cosas, y muchas funciones están deshabilitadas; pero es una primera aproximación a la nueva interfaz de Windows 11 sin que haya peligro para nuestros archivos.

Una de las cosas que no incluye esta demo es la posibilidad de correr aplicaciones de Android, una de las novedades que traerá Windows 11, y que usará la tienda de Amazon como proveedor de software. La próxima versión de Windows incluirá también una herramienta para concentrarse y trabajar por períodos cortos.

Una vez que esté terminado, entre fin de este año y los primeros meses del próximo (la disponibilidad de la actualización dependerá, entre otras cosas, de la edad de la PC en la que queremos instalarlo, dando prioridad a los equipos más modernos) los usuarios tendrán una ventana de 10 días para probar Windows 11 y seguir con él, o volver a Windows 10, que tendrá soporte oficial de Microsoft hasta octubre de 2025, diez años después de su presentación.

Te puede interesar